fbpx

Los negas

¿Qué hace la mayoría de los hombres cuando están frente a una mujer físicamente atractiva? Llenarla de cumplidos, un bombardeo incesante de piropos, uno tras otro: “cómo estás de linda” “tienes unos ojos muy bonitos” y bla bla bla…. Pónte en el lugar de una mujer así. Todos los días recibe los mismos cumplidos de mil formas diferentes, pero con la misma intención: ganar su aprobación y luego sexo. Las mujeres no son tontas, saben que cuando un tipo se les acerca no es gratis, ya están preparadas. Sin embargo, hay algo que nunca se esperan…. un Nega.

Un Nega es un indicador de desinterés en la mujer con la que estamos tratando. Es una forma bien particular de decirle que su aspecto físico no es suficiente, que no es perfecta, y de paso, bajarla del pedestal donde la han puesto los cien tipos que le hablaron antes que tú. Al usar esta herramienta estás mostrando una faceta diferente, donde eres tú el que califica y escoge la mujer con la que sale, y no el típico frustrado que busca agradarle a punta de cumplidos.

Ahora algunos principios básicos antes de que te vayas lanza en ristre contra su autoestima:

Usa los negas solamente con mujeres atractivas. Si lo haces con una mujer promedio va recibir el nega como un insulto y se va a ofender realmente.
No te pases. La idea es recortar la brecha de valor entre los dos, así que calibra y no le des una paliza verbal.
No dirijas la atención hacia el nega. Es un comentario aislado, así que cambia de tema rápidamente. Si el asunto se vuelve el centro de la conversación corres el riesgo de que ella se ponga a la defensiva, especialmente si está con sus amigos.

Comprendida esta parte veamos algunos ejemplos para que puedas usarlos. En seducción entre más espontáneo sea mejor, el libreto se le nota a algunos y juega muy en su contra cuando no lo saben manejar:

“Parpadeas muy seguido….. ¿sí sabías?”
“Tienes algo en la nariz….”
“Espérame un segundo, se me enredó el dedo en una hebra de tu saco……. ¡ya está!”
“Ésa blusa si que está de moda…… hoy la he visto como tres veces”
“Me encanta cuando esponjas las narices cuando hablas…. justo así”
“Eres muy bonita, pero no eres mi tipo. Me gustan las rubias, morenas, altas, caderonas (cualquier cosa que ella no sea)”
“(Bailando) ¡Me pisaste!…..te voy a tener que dar clases”
“Mira ése tipo, sí el de gafas con pinta de nerd……ustedes dos harían la pareja perfecta”
“Qué pasa, te veo como perdida….. ustedes las mujeres tienen un pésimo sentido de la ubicuidad”
“Ese jean te queda bien….. no te ves tan gorda”
“¿Siempre hablas tanto?…… a ver, a ver, ¿dónde tienes el botón de apagado?”

Recuerda que es una broma sutil, así que si al hacerlo logras que se ría entonces lo has hecho bien. Si se lo toma en serio entonces a practicar más.

Just Livin Life!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *