fbpx

Eje #4 – Confianza y Seguridad

Un hombre seguro de sí mismo genera atracción porque está comunicando experiencia y comodidad con la situación, o en otras palabras, es un hombre que está acostumbrado a salir con mujeres atractivas y no les tiene miedo. Pero esa confianza también se encuentra íntimamente ligada a la percepción que tienes de ti mismo, tu lenguaje corporal y tu sistema de creencias con respecto a las mujeres.

¿Cómo te ves a ti mismo?

Si te consideras un hombre valioso es mucho más sencillo asumir el marco de que tú eres el premio. Todos tenemos virtudes y defectos, pero no debes permitir que los segundos adquieran más importancia de la que realmente tienen.

Ahora bien, todo aquello que te hace diferente, atractivo e interesante tienes que comunicarlo. Las Demostraciones de Alto Valor están diseñadas para eso, para que ellas te perciban como un hombre escaso con el que definitivamente van a querer involucrarse emocional y sexualmente.

Tómate tu tiempo para hacer una lista de aquellas cosas que tienes a tu favor como tocar un instrumento, saber cantar, vestir bien, estar en buen estado físico, tu trabajo y las actividades que realizas. Si aún así ves que son pocas, entonces ya sabes lo que tienes que hacer: inscribirte a un gimnasio, tomar clases de salsa, salir más seguido, mejorar tu vestuario, etc.

Tu lenguaje corporal

Rápidamente veamos una lista de las cosas de las que debes apropiarte en tus conversaciones:

Mirarla a los ojos cuando seas tú el que habla y desviar tu mirada ocasionalmente cuando sea el turno de ella.
Párate derecho y mantén tu cabeza en alto, mirando hacia el frente.
Usa un tono de voz grueso y resonante, que se escuche. Habla despacio, con calma.
Haz contacto físico. Tómala del brazo o la espalda cuando entren a un lugar o cuando te vayas a ir.
Sonríe durante el abordaje para bajar sus defensas, pero no exageres o vas a quedar como alguien que busca su aprobación.
Usa posturas abiertas y gesticula con las manos.
Si ella usa un perfume díselo y a continuación acercarte a su cuello. Hazlo despacio, retirando su cabello con sutileza.

Tu sistema de creencias

No te tomes demasiado en serio las citas o el abordaje. Mucho antes de que llegara a esto de la seducción tardé seis meses en hablarle a un chica de la universidad que me gustaba (sí, seis meses). Cuando la conocí me decepcionó completamente su personalidad: era aburrida, floja, pesimista, se quejaba del sol y de la lluvia. No lo podía creer, me había estado autoengañando pensando que era una mujer valiosa y la realidad me abofeteaba sin piedad.

Han pasado varios años desde entonces. Ahora cuando abordo una chica pienso en que voy a conocerla y evaluar su personalidad. Que sea atractiva no significa que le guste ir a escalar, que tengamos gustos compartidos o que sea una mujer interesante, pero tampoco significa que sea superficial. La única manera de saberlo es acercándome a ella y hablar.

Nunca pongas en un pedestal a una mujer que aún no conoces. Ellas también tienen defectos, se levantan con mal aliento en la mañana y dejan el baño oliendo a porquería. Algunas encajan en el perfil de “la chica buena” de la familia, otras nunca paran en la casa, unas son excelentes conversadoras y otras no pueden vivir sin un blackberry. Ellas también se tienen que ganar tu aprobación.

Práctica, Práctica, Práctica

Probablemente habrás leído en otras páginas y materiales de seducción acerca de la autohipnosis, visualizarte grande y fuerte, o fingir ser confiado hasta que lo seas. No digo que no sean técnicas efectivas, pero soy de los que opinan que no hay nada mejor que la práctica.

Si eres un “rookie” en esto de la seducción aborda una mujer todos los días. No importa si son altas o bajitas, atractivas o promedio. El lugar es lo de menos, puede ser en la parada del autobús, en una cafeteria o en el supermercado. Lo importante es desarrollar la habilidad y acostumbrarse a iniciar conversaciones con desconocidas.

Cuando te sientas cómodo en un nivel recuerda que siempre podrás mejorar en algo. Cerrar el trato en menor tiempo, conseguir número telefónicos rápidamente o crear una conexión emocional muy intensa con las mujeres con las que te involucres. El límite lo ponen tú y tus expectativas.

Just Livin Life!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *